Encuentra la emoción que satisface tu producto

cuoreEncuentra la emoción que satisface tu producto

Investiga tu producto a fondo y traduce sus ventajas o beneficios materiales a emociones. Habla al cliente -por ejemplo- de seguridad ,
tranquilidad o placer además de ahorro y rapidez. Hazlo así y tendrás una clave muy importante para vender. Piensa que las personas compramos guiados por nuestras emociones.

Si comunicas vendes. Comunicación y Ventas

fonografo
· Saber hablar no siempre es suficiente
· El secreto está en comunicar

Una buena parte del público general piensa que vender consiste en hablar; mejor o peor, pero hablar, eso que años atrás se conocía como tener “don de gentes”. Y es verdad, aunque sólo en parte.

Lo malo es que también hay muchos vendedores que siguen pensando así, incluso hoy día. Continue reading Si comunicas vendes. Comunicación y Ventas

Ideas para montar un negocio. Ideas para tener ideas


· ¿Por dónde empiezo a buscar?
· ¿Cuál es una buena idea?

A estas alturas de la crisis imagino que habrás caído en la cuenta que una de las salidas para encontrar empleo es montar tu propio negocio. También es verdad que según cómo lo pienses puede parecer un acto de valentía, si tienes espíritu emprendedor o una imprudencia temeraria si, por el contrario, eres más conservador y te arrugas con la que está cayendo. Continue reading Ideas para montar un negocio. Ideas para tener ideas

Busca la gran diferencia

diferenciaBusca la gran diferencia

Es preciso que encuentres una diferencia esencial entre tu producto y el de tu competencia. Una diferencia que responda a la siguiente pregunta: ¿por qué tiene que comprar el cliente tu producto y no el de tu competidor? Cuando averigües la respuesta tendrás una razón de peso para convencer al cliente.

Escoge bien tus primeras palabras. Hablar con el cliente

Escoge bien tus primeras palabras. Hablar con el cliente

Un célebre frase dice; “Las primeras diez palabras valen más que las siguientes diez mil”.

Es importante que tengas preparada tu “entrada en escena” para evitar tirar de tópicos o de frases manidas.

Antes de saludar al cliente visualiza el momento y piensa en tu primer mensaje, en qué es lo primero que vas a decirle.

Por favor nunca digas «Hola! Pasaba por aquí y he pensado venir a saludarte…».